¿Debemos dejar nuestra salud sólo en manos de la industria alimentaria?

Comparte este contenido:

En plenas vacaciones (4 de Julio del 2018) ha tenido lugar la reunión anual del Observatorio de la Nutrición y de Estudio de la Obesidad, que ha contado, entre otros, con la presencia del Presidente del Observatorio, Valentín Fuster y la nueva Directora Ejecutiva de la AECOSAN, Marta García Perez. El primer punto de esta reunión fue el “Plan de colaboración para la mejora de la composición de los alimentos y bebidas y otras medidas 2017-2020”, lanzado por el Ministerio de Sanidad a principios de este año.

De este nuevo plan se ha hablado y escrito mucho, de hecho nos hicimos eco del mismo en nuestro artículo “alimentos más saludables y accesibles“. Como especialista en nutrición, todas las campañas que ayuden a combatir la obesidad, que ayuden a que tengamos alimentos más saludables me parecen de gran interés y las aplaudo.

 

Lo que me encontré en Alimentaria

No podía dejar de asombrarme en Alimentaria 2018 del casi centenar de productos nuevos y saludables que se habían lanzado en el último año y que se exponían en la zona exclusiva de INNOVAL. Mis pensamientos eran: “cómo ha evolucionado todo”, “qué variedad de alimentos tan interesantes”, no dejaba de hacer fotos y apuntar ideas. Y es que he de decir que nunca, en 20 años que llevo en el mundo de la nutrición, he tenido la oportunidad de escoger entre tanta gama de productos saludables, bajos en grasa, azúcar, sabrosos y atractivos.

 

¿Cómo gestionamos este panorama?

En las redes sociales veo a compañeros “demonizar” a los alimentos ultraprocesados, batidos detox, etc.: “son veneno”, “son una estafa” y por ende a toda la industria alimentaria. Es cierto que en el mundo de la alimentación hay empresas de todo tipo, en el que algunas hacen mejor las cosas que otras, pero esto es igual que en otros ámbitos de la vida.

Y mi posición es…yo soy libre de comprarlos o no…soy responsable de conocer qué es bueno y que no es bueno para mi salud, en la alimentación y en el resto de cosas. Se venden muchas cosas que no son buenas para mi salud…pero me preocupo de informarme y de saber qué es bueno para mí y para mi familia antes de comprarlo.

Yo no quiero que mi “crema de cacao y avellanas” preferida sea sin aceite de palma si dejar de ser “mi crema de cacao favorita”…yo quiero mi crema de cacao y avellanas, para poderla tomar en momentos especiales. Me puedo permitir tomar algo de grasa de palma…porque mi dieta está prácticamente exenta de ella…pero porque yo lo he elegido, he elegido que el 95% de los alimentos que compro sean saludables.

Como consumidores sinceramente creo que debemos exigir a la industria alimentaria el tener la opción de escoger entre diversos alimentos (más saludables y menos saludables) y es responsabilidad nuestra el formarnos y ser conscientes de los productos que introducimos en nuestro carrito de la compra.

 

¿Quién dijo conformarse?

De lo anterior no quiero decir que debamos ser conformistas con la oferta actual. Nuestros hábitos de compra son los que marcan el camino a seguir a las empresas alimentarias y eso ha provocado que muchas de las empresas de la industria alimentaria hayan puesto el foco en saber qué preocupa al consumidor, llevándolas a mejorar sus productos, preguntando a los especialistas cómo reformular su producto para que, sin perder su sabor, sea más sano.

Hay margen de mejora, hay un gran abanico de posibilidades para reducir azúcar, grasa y sal. La industria alimentaria se está poniendo a ello pero el consumidor es el que tiene la última palabra. El consumidor es el responsable de tener conocimientos, de informarse en fuentes fiables, de seguir a buenos profesionales en redes sociales y finalmente, decidir sobre su dieta, sobre su alimentación.

Personalmente defiendo una dieta equilibrada y variada en la que, de vez en cuando, pueda seguir comprando la crema de cacao y avellanas de siempre y  tomármela a gusto ¿y tú?.

Síguenos y estarás al día de nuestras publicaciones:

Fotografía: Pixabay – MarcoPomella

Publicado el 25 septiembre 2018 en A mi aire

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Al enviar el comentario, acepto la Política de privacidad y las condiciones del Aviso legal de Aizea.es.

Back to Top